lunes, 2 de marzo de 2009

De camellos y turbantes

Rajasthan, tierra de ensueño, evocadora de leyendas e historias salidas de las Mil y una noches, de palacios encantados, de fortalezas y templos que parecen construidos por los mismos dioses, de ciudades coloreadas. Con gente amante y defensora de sus tradiciones ancestrales, que tiene en la hospitalidad con el que llega de fuera su razón de ser.

No hace ni 24 horas que concluí uno de los mejores viajes que he hecho nunca. Cientos de kilómetros en autobús, tren y motocicleta, desde el templo de las ratas de Deshnoke hasta el imponente fuerte de Chittorgarh, pasando por las dunas del desierto del Thar y diversos pueblos de la India más profunda, por donde he pasado gran parte de la aventura. Camellos, elefantes, turbantes de todos los colores, mujeres con velos de colores chillones y espectaculares adornos y abalorios. Todo ello aderezado por multitud de especias.

Pero, sin duda, los auténticos protagonistas de este viaje han sido los estudiantes de español. En casi todos los sitios por los que he ido pasando, he tenido la suerte de encontrarme con personas estupendas que, o bien ya había podido conocer en Delhi, o lo he hecho a través de otros estudiantes. Una fenomenal red de contactos que se han coordinado a la perfección para ofrecerme su ayuda, guiarme por sus lugares de origen, acogerme en sus casas, y hacer de este viaje una experiencia inolvidable:


Sanjay, un magnifico guía de lo más atento y agradable que, junto a su grupo de amigos, me hicieron disfrutar de la magia de Jaisalmer y la grandeza del desierto. Espero poder encontrarte por Delhi pronto, sigue así figura, te aprecio un montón y seguro que estamos en contacto.


Dev Prakash, Anirudh, Karmveer, Umrao y , que me acompañaron en Jodhpur (Dev Prakash me siguió también hasta los templos de Ranakpur al día siguiente). Un grupo genial con el que descubrí los secretos de la fortaleza de Mehrangarh y el sabor de las mejores especias de la India. Un abrazo fuerte para todos ellos, sois formidables, y agradecimientos especiales a la familia de Karmveer que me abrió las puertas de su casa y me hizo pasar una estancia muy agradable.


Jitend, una bellísima persona, con un carácter formidable y genial sentido del humor, potencial guía, no solo por sus conocimientos sino por su trato, tan atento y cercano. Con él, no sólo disfrute de la hermosa ciudad de Udaipur y sus famosos lagos, sino también de un aspecto tan importante de la cultura rajput, como es la celebración de una boda. Nos vemos pronto en Delhi, campeón.


Y por supuesto, Hemindra, mi amigo y hermano, al que volví a visitar en ese remanso de paz y tranquilidad que es Renwal, y con el que saboreé los últimos instantes de esta gran aventura, recorriendo caminos imposibles a lomos de su moto. No hace falta que te diga que aquí me tienes para lo que te haga falta, fenómeno.

Por último, una mención especial para otro estudiante, Dillip, de Jaipur, al que no pude encontrar, pero que estuvo coordinando todo desde el principio, preocupándose en todo momento acerca de mi peregrinaje por tierras rajastaníes, y al que le debo haberme puesto en contacto con una persona tan excepcional como Sanjay de Jaisalmer.

A todos ellos, gracias de todo corazón. Sin su ayuda este viaje no habría sido ni la mitad de bueno de lo que al final ha resultado ser.

En los próximos días, espero poder sacar tiempo para relatar las crónicas de un viaje que mis sentidos tardarán en olvidar. De momento un pequeño adelanto:











3 comentarios:

Stels dijo...

ni falta hace decir que esa primera foto del adelanto es del templo de las ratas no???? diosssss y te metiste ahi?????
Pero bueno, que se supone que esta el templo lleno de ratas VIVAS??? y encima le ponen su leche y todo.... mama se va a morir del asco cuando vea la foto jejejeje si es que con su poca vision de cerca llega a ver que son ratas!

En la del desierto estas divino como siempre!, me encantan las fotos que cuelgas aqui, casi no te publico nada pero lo voy leyendo todo y algunas son espectaculares.

Para cuando un paseo en elefante????

Me alegro que estes disfrutando de cada segundo en la India, a pesar de habernos preocupado mucho cuando nos enteramos de tu destino (hablo de la familia) me alegra saber que estas feliz y haciendo lo que te gusta y espero que todo siga asi hasta el momento de tu vuelta.

Besos

Pakonas dijo...

Sobre las ratas, acabo de colgar la entrada correspondiente. Espero que no te de muchas arcadas.

El elefante, otra vez me lo dejé, pero bueno, aun me queda mucha India por vivir.

Gracias por los animos! (oye, tú no pillas el Canal Sur 2, no?)

Stels dijo...

acabo de leer la entrada!! que asco por diossss que asco!!!! y tu ahi posando cerkita de ellas, desde luego que tienes estomago!!! pero la entrada mola.

NO yo no pillo el canal sur 2, me tocara verlo por internet, cuando lo cuelguen en youtube avisa o pasame los links!