martes, 30 de junio de 2009

Orgullo arcoiris

El pasado domingo se celebró el Día del Orgullo Gay. Millones de personas en todo el mundo salen a las calles para reivindicar su libertad para elegir su condición sexual, en busca de una mejora de sus derechos civiles, en un ambiente de lo más festivo. Percusión, jaleo, algarabía, y color, mucho color, una marea arco iris que, aunque en menor proporción comparado con otras grandes ciudades, también inundó las calles de Bangalore. Alrededor de 600 personas se congregaron al mediodía del domingo en una alegre y animada manifestación. Marta y yo estuvimos allí también, participando en el desfile, donde además de los miembros de la comunidad homosexual, bisexual y transexual, se congregaron muchos heterosexuales que, como nosotros, quisieron mostrar su apoyo y solidaridad hacia estos colectivos, tan perseguidos y marginados en este país.






Por supuesto, yo también me adjudiqué mi propia pancarta

La principal reivindicación de la marcha era la abolición de la sección 377 del Código Penal de la India, en la cual se criminalizan las relaciones homosexuales. Esta ley, impuesta por los ingleses durante el periodo colonial, en el siglo XIX penaliza las conductas homosexuales, ya que van "en contra de lo natural". El castigo puede ir desde multas hasta incluso internamiento en prisión de por vida. Por suerte, debido a la presión de diversas asociaciones y colectivos pro derechos humanos, el actual gobierno está empezando a debatir la posibilidad de eliminar esta anacrónica e intolerante ley de una vez por todas. Aunque se necesitan todavía cambiar muchas más cosas para que exista una completa tolerancia, en un país donde la religión, por desgracia, aun sigue teniendo un gran peso en la sociedad.





Pues no, ser homosexual en la India no es nada fácil. Aunque en las grandes ciudades, donde se incluye Bangalore, ya se empieza a descubrir cierta "movida" gay, en la mayoría de regiones del país, las personas homosexuales tienen que vivir escondiendo su condición, por miedo a sufrir represalias y el rechazo y desprecio de su familia. Uno de los colectivos no heterosexuales especialmente marginado y estigmatizado es el de las hirjas, una casta formada por transexuales y hermafroditas, considerados aquí como el "tercer sexo". Van vestidos con ropas femeninas y su principal dedicación es animar las ceremonias religiosas, como bodas o nacimientos. Aunque debido al estatus marginal en el que viven, privadas de todo tipo de derecho a nivel educativo, sanitario, etc, muchas acaban mendigando o prostituyéndose para poder sobrevivir.


Trio de damas posando para la posteridad



El ambiente era estupendo y lo pasamos bastante bien participando en el evento, pero lamentablemente no pudimos quedarnos hasta el final porque teníamos una clase esa misma tarde. De postre, aquí os dejo este pequeño video del inicio de la marcha.



Por último, gracias a Marta por el material audiovisual. A este ritmo la veo como fotógrafa oficial del blog.

3 comentarios:

marta dijo...

Un placer Paco compartir contigo nuevas aventuras en este increible país, y en esta maravillosa ciudad!!

Stels dijo...

vaya marchuki se pegan tambien ayi en la india por el orgullo no?? no tenia ni idea de que se celebrara por ayi,hay que echarle cohones tal y como esta vista la homosexualidad por esos paises, muy bien por ellos y por ti ahi to metio con tu pancarta,jejejeje

Mistress dijo...

La noticia de la despenalización de la homosexualidad en la India ha tenido su repercusión por aquí y se ha comentado, desde luego que la marcha tuvo que ser aún más animada con tan buena noticia! :)